Dentición bebé

Ritmo de la dentición

Mi bebé todavía no tiene ni un diente: ¿debo preocuparme?

Son muchos los padres que ante un mínimo retraso creen que algo anda mal, pero no debemos comparar con otros bebés

Dra. Isabel Maura

todavía no tiene ni un diente

Cada niño tiene su propio ritmo, y con la aparición de los dientes, también. Sé que lo habrás leído miles de veces y puede que te lo hayan dicho otras tantas, pero es importante dejarlo claro desde un buen principio, porque es inevitable que os fijéis en otros bebés y las comparaciones no sirven para nada, solo para crear preocupaciones innecesarias.

Los dientes de los bebés: ¿qué debes saber sobre ellos?

Como en casi todo, sobre la salida de los dientes también hay una sabiduría popular que se transmite de generación en generación, y que a veces es real y a veces no. Aquí tienes algunos ejemplos:

Síntomas que presentan los bebés cuando les salen los dientes

  • Babean más. Este suele ser el síntoma principal que se observa con mayor frecuencia en los bebés cuando la erupción del diente está a punto de producirse.
  • Están más inquietos e irritados y se suelen calmar mordiéndose los dedos o los mordedores que venden en farmacias o tiendas especializadas.
  • Pueden rechazar los alimentos, pero no por falta de apetito, sino por el malestar general o porque el roce del pecho o el cubierto en la encía los moleste.
  • Aparecen hematomas en las encías en algunas ocasiones se alivian con mordedores refrigerados y suelen desaparecer cuando sale el diente.

Lo que no es verdad

  • Provoca fiebre la aparición de los dientes. No existe ningún estudio científico que haya podido relacionar este síntoma con el proceso de dentición.
  • Causa diarrea o problemas digestivos. Estos síntomas tampoco tienen nada que ver con la erupción de los dientes.
  • Hay que asociar el retraso de la salida de los dientes en el niño con que tenga falta de calcio o con que exista algún problema con su crecimiento.
  • Están exentos de sufrir caries los dientes de leche. Por esa razón es tan importante cuidarlos y limpiarlos.

Así que ten por seguro que los dientes de leche saldrán. Y, por supuesto, también se le caerán, pero hay que cuidarlos porque tienen funciones muy importantes. ¿Por ejemplo? Guardar el espacio a los definitivos.